martes, 8 de abril de 2014

LA URSS DE STALIN Y EL ESTALINISMO


    Una vez despejado  el camino de la sucesión de Lenin, asistimos al siguiente proceso: el sistema de dictadura del proletariado, que había de ser provisional según Marx, se convirtió en la dictadura del partido, primero, y de Stalin (un hombre), después. Aquí están las claves del régimen estalinista:



    La dictadura de Stalin y su idea del socialismo en un sólo país, lograrán convertir a la URSS en una gran potencia industrial y militar, en condiciones de hacer frente al desafío que supondrá la invasión alemana durante la II Guerra Mundial.

martes, 1 de abril de 2014

EL TRIUNFO DE LA REVOLUCIÓN DE OCTUBRE DE 1917 Y LA CONSTRUCCIÓN DE LA UNIÓN SOVIÉTICA


   Tras el asalto al poder por parte de los bolcheviques, se inicia el proceso de construcción del nuevo estado soviético. La disolución de la Asamblea Constituyente, elegida en noviembre, supone el final de la experiencia republicana y democrática, para iniciar el camino hacia la "Dictadura del Proletariado", tal y como postulaba Lenin. La democracia burguesa debía ser superada y, aunque los primeros decretos del gobierno bolchevique trataron de dar respuesta a las demandas populares (paz, pan y tierra), muy pronto aquellos que se opusieron a la concentración del poder en manos de los bolcheviques se convirtieron en enemigos de la revolución. Había empezado la guerra civil.


    Con esta serie de esquemas mostramos la construcción del Estado soviético. En primer lugar hay que destacar que, a pesar de la facilidad con la que los bolcheviques se hicieron con el poder tras su triunfo en octubre de 1917, la guerra civil obligó al nuevo gobierno a adoptar medidas drásticas de control de la economía. Es el llamado comunismo de guerra.



    Los resultados del comunismo de guerra fueron contradictorios: se ganó la guerra civil, pero a costa de una gran penuria y sufrimientos para gran parte de la población. Lenin vio que la revolución estaba en peligro, por lo que se produjo un giro en la política económica, sin que ello supusiera avanzar hacia formas democráticas de gobierno. Fue la NEP.




El nuevo estado soviético se configura sobre la base de los SOVIETS, consejos formados por obreros, campesinos y soldados que, tras el triunfo de la revolución de octubre de 1917, se convierten en órganos representativos de los distintos niveles de gobierno de la URSS. El esquema plantea el funcionamiento y organización del nuevo modelo de estado.



     Pero quizás sea más explícito el esquema siguiente para entender la creación de un sistema de poder totalitario, donde el partido y el estado se identificaban, excluyendo cualquier tipo de pluralidad política (no había más partidos que el PCUS). La forma piramidal ilustra el carácter jerárquico de este sistema de poder dictatorial, en cuya cúspide se halla el aparato del partido comunista, liderado con mano de hierro por el secretario general. El ciudadano soviético se convierte en un mero "elector" de candidatos ya designados previamente por el partido.


El siguiente esquema ilustra alguna de las diferencias básicas entre el modelo democrático de origen liberal y el modelo soviético de inspiración comunista.









domingo, 30 de marzo de 2014

LA REVOLUCIÓN RUSA DE OCTUBRE DE 1917: EL ASALTO BOLCHEVIQUE AL PODER.

Continuando con el desarrollo de los acontecimientos en Rusia; el nuevo gobierno provisional , formado tras la caída del zarismo, adopta dos decisiones de especial trascendencia para entender la aceleración del proceso revolucionario:
- continuar en la guerra en cumplimiento de los compromisos diplomáticos y militares contraídos con Francia y G. Bretaña (la Triple Entente).
- posponer las reformas políticas, económicas y sociales a los tiempos de paz. El gobierno entiende la necesidad de estas reformas, pero las pospone hasta concluir la guerra.

En el siguiente esquema se plantean algunas de las circunstancias que provocaron el desprestigio del gobierno provisional, ahora presidido por Kerensky, y la estrategia que los bolcheviques seguirán en su asalto al poder, enunciada ya en las llamadas "Tesis de abril" formuladas por Lenin tras su regreso del exilio.



Un esquema para hacer balance desde la caída del zarismo y hasta la toma del Palacio de Invierno por parte de los bolvheviques...



   La estrategia política de Lenin no sólo persigue alcanzar el poder en Rusia, sino que, como ya hemos visto al analizar las Tesis de abril, contiene todo un programa de "desmantelamiento del sistema capitalista". Las primeras medidas adoptadas por el gobierno revolucionario, ahora llamado Consejo de comisarios del pueblo, tras la detención del gobierno provisional y la huida de Kerensky, contienen la semilla de la instauración de la sociedad comunista. Los primeros decretos no sólo tratan de dar respuesta a las demandas del pueblo ruso (Paz, Pan y Tierra), sino que también establecen la línea que seguirá el nuevo estado bolchevique en el futuro inmediato.
  
   Todo el pensamiento político de Lenin y del partido bolchevique se inspira en la ideología marxista que, como recordaréis, sometía al capitalismo a un crítico análisis y proponía, tras la conquista del poder político por parte del proletariado, la instauración de una "Dictadura provisional" que sentara las bases del socialismo. La democracia sólo era una etapa de transición en la estrategia leninista, no el término del proceso revolucionario. A esta tarea se aplicarán los bolcheviques una vez que sea disuelta la Duma (Asamblea) Constituyente surgida de las elecciones. Al no obtener el respaldo democrático de la mayoría de los ciudadanos rusos, Lenin decide en lo que a todas luces es un "golpe de Estado", traspasar todo el poder a los soviets y, desde esta plataforma política, proceder a la instauración de la dictadura del proletariado y al desmantelamiento de la economía capitalista.
    En el siguiente esquema podrás sistematizar las bases ideológicas sobre las que se asentará el nuevo gobierno bolchevique:



   La victoria bolchevique en octubre se traduce en una rápida paz con Alemania y el abandono de la guerra. Es lo que deseaban los alemanes y temían los aliados. La firma de la paz con los alemanes (por el Tratado de Brest Litovsk) tendrá graves consecuencias para el futuro inmediato de la Rusia soviética; por un lado, los alemanes quedan libres para concentrar sus esfuerzos en el frente occidental (franceses y británicos considerarán esta paz una traición a los compromisos adquiridos por Rusia antes de la guerra) y, por otro, la prisa con la que los bolcheviques querían cerrar este capítulo, les obligó a aaceptar grandes pérdidas territoriales, como podréis observar en el mapa:



   En todo caso, a los bolcheviques les va a resultar más fácil conquistar el poder que conservarlo. La revolución de octubre de 1917 y la instauración de la dictadura leninista, provocarán el rechazo de una parte considerable de la ciudadanía rusa y, lo que será más grave, la resistencia militar de la misma. La Guerra civil empezará en el mismo momento en que la democracia quedaba herida de muerte por la disolución de la Duma constituernte. Los anhelos de paz muy pronto quedaron destruidos y otros tres años de guerra se abatían sobre el pueblo ruso.
Continuará....

sábado, 29 de marzo de 2014

LA REVOLUCIÓN RUSA: FEBRERO DE 1917.

EL HUNDIMIENTO DEL RÉGIMEN ZARISTA

    Las circunstancias en las que se va a producir la revolución de febrero de 1917, están relacionadas con los problemas de fondo de este país:
- El carácter no democrático de su régimen político: una autocracia disfrazada de constitucionalismo.
-  La persecución y represión de la oposición política, que no se puede expresar por cauces legales.
- El desigual reparto de las tierras (concentradas en manos de la nobleza terrateniente, la Iglesia y la Corona) y la miseria del campesinado.
- La explotación de la clase obrera y la represión del movimiento obrero ruso, tanto en su vertiente sindical como política.

 Sobre este mar de fondo actuará la Primera Guerra Mundial (1914-1918) que, para Rusia, supondrá una catástrofe tanto militar como social y económica; por esa razón, Lenin ya señaló que:
 
"La Guerra, ese acelerador de la Historia". La frase sintetiza con claridad el efecto que la guerra mundial tendrá sobre el zarismo. La formación de "Soviets", consejos donde residía el poder real, que canalizaran las aspiraciones del pueblo y la desidia del ejército para reprimir las protestas, incapacitaron al zar para seguir gobernando. Su abdicación no fue más que el reconocimiento de su impotencia. Rusia se convertía en una República dispuesta a sentar las bases de un futuro democrático. Pero la guerra tenía que seguir. La revolución de febrero y la formación del gobierno provisional, con su política continuista en el campo militar, chocarán con las demandas del pueblo (Paz, Pan y Tierra), convenientemente agitadas por un partido minoritario, pero muy combativo, dispuesto a hacerse con el control de los soviets y, lo más importante, a no dar tregua al nuevo gobierno. Para los bolcheviques de Lenin, la guerra debía de servir para traer la revolución obrera y, con ella, la instauración del comunismo, no de la República Parlamentaria y burguesa. Las "Tesis de Abril" de Lenin sientan las bases de la estrategia bolchevique liderada por Lenin: "Todo el poder a los soviets".

Un esquema general de los acontecimientos de febrero a octubre de 1917, os permitirán sintetizar las claves de este proceso revolucionario:


 
Y Una síntesis parcial de lo sucedido en el mes de febrero de 1917:
 

 Un breve video resumen con imágenes reales de las Revolución Rusa de 1917.






.... Continuará





martes, 25 de marzo de 2014

EL COMENTARIO DE UN MAPA HISTÓRICO: LA REORGANIZACIÓN TERRITORIAL DE EUROPA TRAS LA GRAN GUERRA.




Aquí os dejo un comentario resumido del mapa propuesto:

1. Presentación y Clasificación:

Europa tras la Paz de Versalles (1919-1920)
   El título del mapa es el de Europa tras la Paz de Versalles en 1919-1920 o, lo que es lo mismo, la reordenación territorial y política de Europa tras I Guerra Mundial (1914-18). Es un mapa de tipo político que nos proporciona información sobre las fronteras de los antiguos imperios y los nuevos estados que surgen tras la Gran Guerra, así como de los cambios territoriales que se producen a partir de las anexiones y/o cesiones territoriales establecidas en los tratados de paz firmados en la Conferencia de París. Por su parte, la leyenda refleja con diferentes colores y flechas las distintas pérdidas territoriales y la desmembración de los antiguos imperios (ruso, austro-húngaro, turco, alemán)  y la formación de los nuevos estados, así como la devolución de territorios a sus anteriores propietarios o la cesión de territorios para la configuración de nuevos estados.

2. Lectura del mapa: 
    El mapa nos muestra la disolución de los viejos imperios centrales (Alemán, Austro-Húngaro, Turco y Ruso) y la aparición de nuevos Estados independientes, sobre todo en la Europa central y balcánica, así como las cesiones territoriales entre unos estados y otros. Podemos concretar lo siguiente:
Alemania devuelve a Francia Alsacia y Lorena; a Polonia, la Posnania y el corredor de Dantzing (sin incluir esta ciudad que fue declarada libre); a Bélgica, Eupen y Malmédy, y mediante plebiscito, Schlewig a Dinamarca. Su territorio quedó notablemente mermado.
El Imperio austro-húngaro desapareció. Con sus antiguos territorios se formaron los estados independientes de Austria, Hungría, Yugoslavia y Checolosvaquia.
Rusia, al ser tratada como un país derrotado por haber abandonado la contienda en 1917, tuvo que reconocer la independencia de Polonia, Estonia, Letonia, Lituania y Finlandia y ceder Besarabia a Rumania.
En el Adriático se conceden a Italia Trieste, parte de Istria y Dalmacia, con población italiana, y el valle del alto Adigio.
Desaparece el Imperio turco quedando reducido a la Península de Anatolia, espacio de la actual Turquía.
- Irlanda se independiza de Gran Bretaña, aunque los condados protestantes del norte de la isla permanecerán bajo soberanía británica.
- Aparecen nuevos estados que no existían antes de la guerra: Polonia, a partir de la suma de territorios alemanes, austríacos y rusos; y Yugoslavia, a partir de la reunión de los pueblos eslavos del sur en torno a Servia.

3. Análisis y comentario:
    Para entender esta reorganización territorial y política del continente europeo, es necesario destacar los acontecimientos históricos que la determinaron: el final de la Gran Guerra y la derrota de los imperios centrales en el año 1918, por parte de las potencias aliadas (EEUU, G. Bretaña, Francia e Italia), que se reunieron en la Conferencia de paz de París para sentar las bases políticas del nuevo orden mundial. Durante la guerra se firmaron algunos tratados que, una vez acabada la misma, serán determinantes en los cambios políticos y territoriales reflejados en el mapa (Tratado de Londres, de 1915; Acuerdos Syles-Pikot y Declaración de Balfour). Las conversaciones de paz y las líneas básicas de los tratados que se impondrán (Diktat) a las potencias derrotadas, que no serán invitadas a la conferencia a negociar sino sólo a firmar, fueron establecidas por el llamado comité de los cuatro, formado por los presidentes o primeros ministros de las potencias aliadas (Willson, por EEUU, Lloyd Georges, por G. Bretaña, Clemenceau, por Francia y Orlando, por Italia). Cada uno de estos países tenía una posición diferente y, en ocasiones, divergente. En síntesis, podemos decir que británicos y norteamericanos se mostraron dispuestos a castigar a Alemania, pero desde una actitud conciliadora; por el contrario, Francia (Alemania debe pagar) e Italia, mostraron una postura más intransigente en cuanto a sus exigencias de castigo y reparación hacia Alemania y Austria.
     Las bases sobre las que se produjeron las conversaciones de paz, partieron del documento elaborado por el presidente de los EEUU, W. Willson, llamado "Los 14 puntos de Willson" (sobre el que Alemania había solicitado el armisticio en noviembre de 1918), en el que, entre otras cosas, se proclamaba:
- punto 8: “todo territorio francés debe ser evacuado y las partes que han sufrido la guerra deben ser restauradas: Alsacia y Lorena, en poder de Alemania desde la Guerra franco-prusiana de 1871”; 
- el 10, “a los pueblos de Austria-Hungría debe dárseles la ocasión para su desarrollo autónomo”; 
- el 13, “debe crearse un estado polaco independiente”, 
- y, sobre todo, el último que es el germen de la Sociedad de Naciones (SDN).

   Este documento nos permite deducir cuáles fueron los principios aplicados en lo que a reorganización territorial y política se refiere: el principio de las nacionalidades y el de devolución de territorios a sus propietarios legítimos, así como la necesidad de que los nuevos estados se dotaran de formas de gobierno e instituciones democráticas. Su aplicación supondrá, por tanto, la desaparición de los grandes imperios multinacionales y absolutistas o autoritarios y de sus respectivas casas reinantes; el otomano, había comenzado su reducción en 1699 al ceder Hungría a los Habsburgo y retirarse más tarde de los Balcanes; ahora, fuera del marco geográfico del mapa, pierde Irak, Palestina y Siria,que pasarán a estar bajo control de Gran Bretaña y Francia bajo mandato de la nueva SDN.

    Toda esta nueva organización del mapa europeo se realizó a través de cinco tratados, incluido el de Versalles (firmado con Alemania), que recibieron su nombre de los cinco palacios de París en que fueron firmados, y que no sólo establecían cláusulas territoriales, aunque ese asunto no lo abordaremos en este análisis. Dichos tratados fueron:
Tratado de Saint Germain (1919), firmado con Austria. Confirmó la desintegración del Imperio austro-húngaro. El país queda reducido a su núcleo central, a un pequeño Estado.
Tratado de Neuilly (1919): Bulgaria pierde su salida al mar Egeo al ceder a Grecia la costa tracia.
Tratado de Trianon (1920): firmado con Hungría, autoriza la independencia de este Estado.
Tratado de Sèvres (1920): señaló el final del Imperio turco. Turquía quedaba reducida prácticamente a sus límites de Asia Menor.
- En el caso del Imperio Ruso hemos de referirnos al tratado de Brest-Litovsk firmado con Alemania en 1918, antes de que acabase la guerra, y que suponía la cesión o reconocimiento de soberanía alemana sobre gran parte de Rusia occidental, lo que dará lugar, más tarde, a la independencia de los países bálticos.

4. Conclusión:
    A modo de conclusión, podemos señalar que tras 1919, con la firma de los diversos tratados de Paz, queda configurado un nuevo mapa de Europa que, en esencia, trataba de resolver el viejo problema de las nacionalidades sin estado y dar satisfacción a las aspiraciones nacionalistas de algunos de los países que habían ganado la guerra. La paz forjada en París y sellada en estos tratados impuestos pretendía ser sólida, justa y duradera, pero nada de ello resultó como se esperaba. Los nuevos estados eran débiles y sus instituciones democráticas pronto sucumbieron ante los embates del fascismo o del autoritarismo del período de entreguerras. Por otro lado, la existencia de minorías nacionales bajo soberanía de otros estados (el caso de los alemanes, por ejemplo) será un factor de tensión en los años posteriores. Los Tratados de paz, que serían humillantes para los países perdedores, sobre todo para Alemania, provocarán un sentimiento revanchista que en poco más de dos décadas desencadenará un nuevo conflicto bélico mucho más mortífero y destructivo, por lo que este mapa volverá a ser modificado tras la Segunda Guerra Mundial (1939-45). La Sociedad de Naciones (SDN) creada con la voluntad, un tanto idealista, de preservar la paz y de evitar la guerra a través de la diplomacia fracasó en su empeño. La Primera Guerra Mundial será, en realidad, la primera parte de una guerra civil entre europeos que tendrá un segundo acto más terrible y letal y el mapa que hemos comentado, la expresión de esa impotencia y la importancia del nacionalismo en el devenir histórico.




Observaciones:

Como se puede apreciar ni hemos explicado la Primera Guerra Mundial, ni hemos explicado in extenso las consecuencias de la misma; nos hemos ceñido al mapa y hemos explicado el por qué de su contenido, es decir: los cambios territoriales producidos tras la guerra.

EL COMENTARIO DE UN MAPA HISTÓRICO EN LA ESO

EL ANÁLISIS Y TRATAMIENTO DE LAS FUENTES DE INFORMACIÓN EN EL ÁREA DE CIENCIAS SOCIALES EN LA ESO.

EL MAPA
   Los mapas históricos son una fuente de gran importancia para el conocimiento de la historia, pues nos ofrecen una “fotografía”, estática o dinámica, de algún acontecimiento o proceso histórico. El análisis de la información que un mapa contiene requiere del uso de una técnica apropiada; en este caso, deberemos seguir las pautas que a continuación se explican.

A. PRESENTACIÓN Y CLASIFICACIÓN: 
    En esta primera fase realizaremos la identificación o encuadre del mapa: título, fecha, tipo: descriptivo, temático, de síntesis; técnica de ejecución: escala, sistema de proyección, rotulación, colores y cartela o leyenda. Identificaremos los siguientes aspectos:

1. Tipo de mapa: político, militar, económico, religioso, cultural, etc., según el tema o variables representadas y, según su ejecución: 
  • Mapas de isolíneas: usan líneas curvas que unen puntos de igual valor de un fenómeno (Ej. Isobaras del mapa de tiempo o curvas de nivel del Mapa topográfico). 
  • Mapas de diagramas: superponen a un mapa, diagramas (de barras, de sectores, etc.) para ofrecer una información diagramada sobre el espacio.
  • Mapas de flechas o de líneas: usan flechas o líneas para cartografiar movimientos. Estas suelen representar un grosor proporcional al volumen de movimiento. 
  • Mapas de Coropletas: utilizan colores o tramas para representar el área que ocupa un hecho. La intensidad del color o de la trama debe ser proporcional a la importancia del fenómeno.
  • Mapas anamórficos o distorsionados: cambian el tamaño real de los países para hacerlos proporcional al hecho que representan. También esquematizan los contornos haciéndolos geométricos para poder calcular la superficie. Pero el país representado siempre debe ser reconocible.
  • Mapas de figuras: utilizan figuras geométricas como esferas o cuadrados, para localizar fenómenos puntuales. Su tamaño debe ser proporcional a la importancia del fenómeno. Algunos mapas de figuras utilizan símbolos.

2. El título: permite identificar el tema o proceso representado (cartografiado).
3. Espacio y tiempo: espacio representado; escala empleada; fecha (datación del tema representado)
4. La leyenda o cartela: se describen los signos convencionales utilizados para representar la variable/s seleccionada/s. También nos proporciona información sobre el tipo de mapa.

B. LECTURA DEL MAPA:
   En esta fase del comentario, procedemos a la descripción o descodificación de aquello que se representa. Teniendo en cuenta la información que nos proporciona la leyenda, describiremos la localización y distribución de la variable o variables representadas y cualquier otro dato que aparezca representado y sea relevante para la interpretación de su contenido.

C. INTERPRETACIÓN Y EXPLICACIÓN:
   En esta fase del comentario deberemos explicar la relación existente entre el fenómeno representado (en todas sus variables) y el tema o proceso histórico con el que se relaciona. Trataremos de buscar explicaciones y relaciones de causa y efecto; relación con otras variables...). Podemos realizar la comparación con otros países del entorno. También podemos establecer la previsible tendencia futura del fenómeno representado y las consecuencias que se desprendan del mismo.

D. CONCLUSIONES.
     Esta es la última fase del comentario; con ella cerramos nuestra explicación, por lo que deberemos ofrecer una síntesis de los aspectos explicados en los apartados anteriores y una valoración personal, argumentada y razonada, de su importancia para el conocimiento del proceso o tema representado y analizado.

..........................................

GUÍA DE REDACCIÓN DEL COMENTARIO DE UN MAPA:

   A la hora de redactar nuestro comentario, deberemos seguir un orden lógico que respete las fases explicadas anteriormente. Es importante utilizar el vocabulario específico de la materia, así como los conectores que faciliten una narración fluida de nuestra explicación.
Podemos seguir el siguiente ejemplo:

A. Presentación y clasificación del mapa:

“El presente mapa es de tipo ............................. y representa ............................. El ámbito geográfico representado es .................................................; en cuanto a los límites temporales, el mapa refleja ................................................... Por su parte, la leyenda o cartela del mapa nos informa de .................................................., a través de distintos símbolos (o colores, o flechas, o lo que sea) como ..........................................”

B. Lectura del mapa: la lectura o descodificación de su contenido.

   “El mapa representa (indicamos el tema o proceso general que se representa) ......................................................, pudiendo apreciarse (describimos las variables representadas a partir de los símbolos contenidos en la leyenda o cartela) .........................................”

C. Interpretación y explicación.
“El proceso de (lo que hemos descrito en el apartado anterior) se explica por las siguientes circunstancias o razones:.............................................................”

D. Conclusiones.
“A modo de conclusión, podemos decir que (breve síntesis)…................................................. Desde mi punto de vista, este mapa es importante porque .................................................................”

ORIENTACIONES SOBRE EL 1 er. EXAMEN DE LA 3ª EVALUACIÓN


Estimados alumnos de 4º ESO A, B y C :

1 ER. EXAMEN DE LA TERCERA EVALUACIÓN – OBJETIVOS.
De cara a la preparación del examen, aquí os propongo la lista de objetivos conceptuales que habrá que estudiar.

DE LA U.D. III LA INDUSTRIALIZACIÓN DE LAS SOCIEDADES EUROPEAS (lo que no entró en el examen anterior)

1.     Explicar las características de la nueva sociedad industrial: los grupos que la forman y diferencias entre esta nueva sociedad y la sociedad estamental del Antiguo Régimen.
2.     Explicar cómo eran las condiciones de trabajo y de vida de la clase obrera (o proletariado industrial) durante la época de la industrialización y las primeras reacciones de la clase obrera ante esta situación (ludismo, sociedades de socorro mutuo, sindicatos, etc.).
3.     Explicar cómo son las nuevas ciudades industriales y la relación que existió entre el crecimiento de las mismas y las condiciones de vida de las distintas clases sociales.
4.     Explicar qué es el marxismo y cuáles son sus principios ideológicos y objetivos políticos más importantes.
5.     Explicar cuándo, cómo y por qué surgieron los partidos obreros socialistas y qué objetivos tenían.
6.     Explicar qué es el anarquismo y qué objetivos tenían los anarquistas.
7.     Explicar las diferencias y similitudes entre el marxismo y el anarquismo.
8.     Explicar qué es el “Internacionalismo Obrero o Proletario” y en qué organizaciones se concretó y qué objetivos tenían.

EL MAPA:
Habréis de saber identificar cada uno de los países del continente americano, así como señalar sus respectivas capitales políticas.

EL MODELO DE EXAMEN
Como viene siendo habitual durante el curso, el examen constará de una parte tipo test (v/f), una fuente (texto, mapa, imagen, gráfico, etc. con preguntas y alguna pregunta que aborde cualquiera de los objetivos enunciados en esta entrada.

Las dudas podrán ser atendidas en esta misma entrada en la sección de comentarios.
El profesor

domingo, 23 de marzo de 2014

LA REVOLUCIÓN RUSA DE 1905 Y LA ÉPOCA DEL SEUDOCONSTITUCIONALISMO





     El régimen zarista controlaba todos los resortes del Estado y evitaba que la oposición política pudiera manifestarse con libertad; no obstante, y a pesar de la represión policial y la amenaza del destierro en Siberia, los grupos políticos de oposición fueron organizándose a lo largo de la segunda mitad del siglo XIX. La variedad de partidos abarca todas las opciones: desde las liberales y burguesas, a las más radicales y revolucionarias, como los marxistas revolucionarios (leninistas) y los anarquistas.
Un par de esquemas, partiendo de otros de elaboración ajena, para sintetizar la variedad de la oposición política al zarismo y sus propuestas políticas:







LA REVOLUCIÓN DE 1905

   El primer aviso serio al régimen zarista se produjo en 1905. La derrota frente al Japón puso de manifiesto las profundas contradicciones políticas, sociales y económicas del país. La represión con la que el gobierno hizo frente a las protestas sociales y demandas políticas expresadas por gran parte de la población, provocaron el estallido de 1905. Pudo haber sido entonces el final del zarismo, pero la hábil reacción del zar, a través de su Manifiesto de octubre, comprometiéndose a unas reformas que no llegaron a producirse en la práctica, lo mantendrán todavía con vida hasta febrero de 1917. La época del llamado Seudoconstitucionalismo fue una prórroga, hasta que la Primera Guerra Mundial evidenció la incapacidad absoluta del régimen zarista y de su aparato burocrático y militar.

EL ESQUEMA
 sintetiza los apectos que tendremos que considerar para explicar el origen, desarrollo y desenlace de este primer gran ensayo revolucionario. El zarismo quedó tocado, la guerra y el inmovilismo político del régimen  zarista, harán el resto.


 

jueves, 20 de marzo de 2014

RUSIA ANTES DE LA REVOLUCIÓN

 Mapa de formación del imperio ruso: extensión territorial y el problema de las minorías nacionales (la rusificación)

 Las bases de la autocracia zarista


Una visión global del proceso que condujo a la revolución de 1917 y a la construcción de la URSS


    Iniciamos una serie de entradas sobre el desarrollo de la REVOLUCIÓN SOVIÉTICA de 1917 (o las Revoluciones rusas de 1917, en realidad); la importancia histórica de este acontecimiento estriba en su naturaleza antagónica con las revoluciones liberales y burguesas que, arrancando en Francia en 1789, se extendieron por todo occidente a lo largo del siglo XIX. El resultado de aquellos procesos revolucionarios fue la instauración del modelo de estado liberal y parlamentario que, con el tiempo y gracias a la presión y la lucha de las clases sociales marginadas, se fue transformando en democrático. Al iniciarse el siglo XX, el gigantesco y poderoso imperio ruso presentaba una situación de anacronismo en casi todos los ámbitos; una forma de gobierno autocrática y una estructura económica y social atrasada en la que la industrialización, insuficiente y parcial y dependiente de las inversiones extranjeras, llevó aparejada el crecimiento del proletariado industrial.
El desarrollo del movimiento obrero en el contexto de laSegunda Revolución Industrial, así como el fortalecimiento de los partidos socialistas encuadrados en la II Internacional, crearon una nueva situación en la mayoría de los países occidentales. Los partidos socialistas, a pesar de la crisis revisionista, siguieron apareciendo como marxistas y revolucionarios, lo que exigía el mantenimiento de un discurso de ruptura con el capitalismo, mediante la revolución obrera, y la instauración de una dictadura del proletariado como paso previo y necesario para la construcción del socialismo profetizado por Carlos Marx. Aquellos que habían apostado por la vía reformista y democrática para alcanzar el socialismo, pronto se vieron desbordados por los que vieron en la Revolución Rusa de octubre de 1917 un ejemplo a seguir. Pronto nacerían los Partidos Comunistas.
Si la Revolución Francesa de 1789-99, quedó como el paradigma de la Revolución Burguesa, ahora, la Revolución Rusa de octubre de 1917 y la construcción del socialismo, en el marco de un nuevo estado, la URSS, se convertirán en el siguiente estadio de la Historia augurado por Marx. La sucesión de modos de producción y la lucha de clases como "motor de la historia" se verían cumplidas con la Revolución Bolchevique de 1917. La instauración del comunismo aparecía, en el horizonte de la mayoría de los obreros del mundo, como la realización de las promesas de futuro contenidas en la teoría marxista de la Historia. Tiempo habrá de saber si tales promesas se cumplieron como fueron soñadas o imaginadas.




LA CRÍTICA AL RÉGIMEN ZARISTA:

"Querido hermano:
Este calificativo me parece el más conveniente porque, en esta carta, me dirijo menos al emperador y al hombre, que al hermano. Y, además, os escribo casi desde el otro mundo, encontrándome en espera de una muerte muy próxima. (...)
Una tercera parte de Rusia está sometida a una continua vigilancia policiaca; el ejército de policías conocidos y secretos aumenta sin cesar; las prisiones, los lugares de deportación y los calabozos están repletos; aparte de doscientos mil criminales de derecho común, hay un número considerable de condenados políticos entre los cuales existen ahora multitud de obreros. La censura con sus medidas represivas ha llegado hasta un grado tal que no alcanzó en los peores momentos de los años que siguieron al de 1840. Las persecuciones religiosas no fueron nunca tan frecuentes ni tan crueles como lo son ahora, y cada vez van siendo más frecuentes y más crueles.
En las ciudades y en los centros industriales se han concentrado las tropas, que armadas de fusiles se han enviado contra el pueblo. En algunos puntos ya se han producido choques y matanzas y en otros puntos se preparan, y su crueldad aun será mayor.
El resultado de toda esta actividad cruel del gobierno, es que el pueblo agricultor, los cien millones de hombres sobre los cuales está fundada la potencia de Rusia, a pesar de los gastos del Estado que crecen considerablemente, o mejor dicho gracias a este crecimiento del presupuesto, se empobrecen de año en año, de manera que el hambre ha llegado a ser el estado normal, como igualmente el descontento de todas las clases y su hostilidad para el gobierno.
La autocracia es una forma de gobierno que ha muerto. Tal vez responda aún a las necesidades de algunos pueblos del Africa central, alejados del resto del mundo, pero no responde a las necesidades del pueblo ruso cada día más culto, gracias a la instrucción que va siendo cada vez más general. Así es que para sostener esta forma de gobierno y la ortodoxia ligada a él, es preciso, como ahora se hace, emplear todos los medios de violencia, la vigilancia policíaca más activa y severa que antes, los suplicios, las persecuciones religiosas, la prohibición de libros y de periódicos, la deformación de la educación, y en general de toda clase de actos de perversión y crueldad. Tales han sido hasta aquí los actos de vuestro reinado (...)"
León Tolstoi. Carta al Zar Nicolás II. 16 de enero de 1902.

    De la atenta lectura de esta carta podemos deducir cuáles eran los principales problemas que Rusia tenía planteados al comenzar el s. XX y, por extensión, las medidas o soluciones que habrían podido ponerle remedio. Como veremos pronto, el empecinamiento del zarismo en su inmovilismo y la represión de cualquier forma de oposición política, serán factores determinantes en la descomposición del régimen. La revolución de 1905 será el primer intento serio para transformar esta situación.

viernes, 14 de marzo de 2014

COMENTARIO DEL MAPA: LA REORDENACIÓN TERRITORIAL Y POLÍTICA DE EUROPA TRAS LA PRIMERA GUERRA MUNDIAL.


    Aquí os dejo el MAPA que habréis de comentar para consolidar el aprendizaje de las consecuencias de la GRAN GUERRA. Recordad: seguimos las pautas para un análisis ordenado, rematamos el comentario con unas conclusiones y, sobre todo, no lo utilizamos como pretexto para explicar el tema.